No menu items!

Trujillo

Las claves: Castillo Árabe – Palacio de los Duques de San Carlos – Palacio de Juan Pizarro de Orellana – Iglesia de Santiago – Estatua de Francisco Pizarro – Museo del Queso y del Vino.

Un viaje especial: Para conocer los rincones más exquisitos de Trujillo podemos realizar una visita guiada en calesa (ver enlace relacionado). Entre los monumentos más entrañables sobresale el Castillo Árabe construido en el siglo IX en la parte más elevada del cerro rocoso denominado Cabezo de Zorro. Está protegido por una cerca de murallas y es hermético y sin ventanas. Son también enclaves interesantes: el Palacio de los Duques de San Carlos, el Palacio de Juan Pizarro de Orellana, la Iglesia de Santiago y la Estatua de Francisco Pizarro. Otra posibilidad turística son las visitas a los museos. Trujillo cuenta con un abanico de muestras como el Museo de La Coria, Casa Museo de Pizarro, Museo del Traje o Museo Rural Etnográfico.

Turismo Gastronómico: La cocina es un punto fuerte de Extremadura. Se trata de un estilo recio y austero y los productos estrella son el laurel, el ajo y el cerdo. No podemos pasar por alto los quesos de Extremadura. En Trujillo se celebra la Feria Internacional del Queso en el mes de mayo. Por este motivo y como continuación de esta cita puntual, se creó el Museo del Queso y del Vino en el antiguo Convento de la Merced. El recinto está decorado con murales de pinturas referentes al queso y al vino y podemos contemplar objetos de antaño del mundo del pastor, paneles explicativos sobre la historia y elaboración del queso y vino. Por otro lado, el museo contiene una zona comercial y otra de catas, donde se pueden degustar los mejores quesos y caldos.

Dónde dormir:Nos alojamos en el Hostal Hueso. Un alojamiento que dispone de habitaciones totalmente equipadas y de un mesón asador con platos típicos extremeños. Asimismo, proporcionan escapadas en bici de montaña y de carretera.

Hostal Hueso

Hostal San Miguel

Hotel Victoria

Otros alojamientos en Trujillo

Dónde comer:Trujillo cuenta con un repertorio amplio de restaurantes donde comer.

Comer en Trujillo

Artículo anteriorCuéllar, una visita muy peculiar
Artículo siguienteSerradilla

Artículos similares

Comentarios

Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

Más Popular